Traslado de los pasos. "a esta es"

 

 

En la noche del viernes 25 de Febrero, los costales, las fajas, las zapatillas y sobre todo la ilusión, empezaron a aflorar como de querer adelantar la primavera y de que los naranjos derramen su aroma a azahar.

 

 

Las primeras oraciones brotan de nuestro interior, sabiendo de la importancia del momento y pidiendo fuerzas para la empresa que vamos a comenzar y todo ello hasta llegar al día mas esperado por todos nosotros, DOMINGO DE RAMOS.

     Los más pequeños de la hermandad, también quieren arrimar el hombro y ofrecen su ayuda y Nuestro Hermano Mayor Pendiente a todos los movimientos y recordando con añoranza todas sus vivencias debajo del palo.